Cirugía de Carnosidad

Oftalmólogos Dulanto

Muchos pterigiones pueden ser controlados anualmente con o sin tratamiento médico, sin embargo, esto no va a evitar su crecimiento. El único tratamiento efectivo para eliminar un pterigión es la cirugía.

En algunos casos, la cirugía puede ser el método apropiado para tratar esta afección. Las razones principales por las que se puede requerir cirugía son para aquellos pacientes en los que las gotas de venta libre (Aquol Fresh®, Novo-Tears®, Naphavit®, Floril®, Naphtears®, EyeMo®, Visiver Fresh®) no brindan un alivio suficiente para la irritación crónica y el enrojecimiento, en pacientes en los que el pterigión es lo suficientemente grande como para ser una mancha cosmética, o en pacientes en quienes la visión ya está afectada o puede verse afectada por el crecimiento continuo del pterigión.

La meta de la extirpación del pterigión es el reducir la irritación/inflamación, lograr obtener una superficie ocular lisa y normal, mejorar la visión perdida a causa del pterigión, e impedir el regreso del engrosamiento si es posible.

La extracción de pterigión con trasplante autoconjuntival o autoinjerto conjuntival con células limbares es la técnica asociada con el menor riesgo y la mayor tasa de éxito. Esta cirugía consiste en la eliminación del pterigión y el relleno del defecto resultante en la superficie del ojo con una pieza de membrana (conjuntiva) tomada de otro lugar de la superficie del ojo.

Antes de la cirugía:

  • Es posible que le sean recetadas gotas oculares para uso previo a la cirugía.

El día de la cirugía:

  • Puede comer una dieta blanda.
  • La cirugía de extracción de pterigión consiste en lo siguiente:
    • Su ojo será anestesiado con gotas oculares. Es posible que le den un medicamento para ayudarle a relajarse.
    • Estará despierto durante la cirugía. Es posible que vea luz y movimiento durante el procedimiento, pero no verá lo que el médico está haciendo en el ojo.
    • Su cirujano mira a través de un microscopio especial. Se retira la carnosidad (pterigión) que luego es cubierto por un tejido (conjuntiva) de su propio ojo. A esta técnica se le conoce como transplante conjuntival con células limbares.
    • Luego de lo cual se colocan unas microsuturas sobre dicho tejido.

Días o semanas después de la cirugía:

  • Deberá usar gotas para los ojos después de la cirugía. Asegúrese de seguir las instrucciones de su médico para usar estas gotas.
  • En general, los puntos se retiran 2 semanas posteriores a la cirugía.
  • Dormir sobre el lado del ojo no operado o boca arriba.
  • No se frote ni presione el ojo.
  • Su oftalmólogo puede pedirle que use gafas o un protector sobre el ojo.
  • No realizar esfuerzos ni actividad física. Su oftalmólogo le indicará a partir de cuándo podrá volver a estar activo y a qué nivel inmediatamente después de la cirugía. Le dirá cuándo puede volver a hacer ejercicio, conducir o realizar otras actividades sin problemas.
Solicita una cita
Whatsapp